pazPaz y pleito

Cualquier disputa que es por honor al Cielo va a tener un resultado constructivo, pero una que no es por honor al Cielo no va a tener un resultado constructivo. ¿Qué tipo de disputa es por honor al cielo? La disputa entre Hillel y Shammai. ¿Y cuál no es por honor al Cielo? La rebelión de Koraj y sus camaradas. (Avot 5:20)

La Mishná describe la rebelión de Koraj como el epítome del majloket (pleito) que no es por honor al Cielo y yuxtapone a Koraj y a Aarón como los ejemplos de la polémica y de la paz respectivamente.

 

Para entender de manera apropiada la maldición del majloket, primero debemos investigar el significado del shalom (paz). Shalom, no es simplemente la ausencia de disputas o desacuerdos, sino un estado de paz serena. Es precisamente a través de la interacción entre los opuestos, del fuego y del agua, que Dios es descrito como “Aquél que hace la paz”. Majloket leshem shamaim, una discusión con el propósito de alcanzar la verdad, es el epítome del shalom.

Los Cohanim, que son los representantes del shalom – y sirven en el Santo Templo, el lugar del shalom – fueron consagrados al matar a sus parientes que adoraron al Becerro de Oro. Y Pinjas fue iniciado como Cohen por Dios y se le dio el pacto de shalom” como resultado del asesinato de Zimri y Kosbi.

El shalom es el logro de la perfección, es el funcionar armónico del mundo. Mientras la maldad y los malvados destruyan esta armonía, no puede existir shalom. No hay shalom, dice Dios, para los malvados (Isaías 57:21). Por eso, el verdadero shalom es condicional a la destrucción del mal.

Extraído de aishlatino.com